La mayoría ya conocen todas las soluciones para preservación de órganos y tejidos que existen actualmente en el mercado… pero ¿saben en qué se diferencian las unas de las otras?

Lo que marca la diferencia (y las ventajas) de usar una respecto a otra, es la composición de la misma. Son varios objetivos los que deben tener este tipo de soluciones:

  • En primer lugar, mantener una hipotermia segura y fiable, y de ello dependerá la viscosidad de la solución y  la cantidad de sodio intracelular que tenga la solución para prevenir el edema celular y evitar lesiones bioquímicas. Además, el enfriamiento debe ser homogéneo y rápido para una mejor preservación de la micro-circulación.
  • En segundo lugar, evitar lesiones de reperfusión, como la formación de cristaloides de Adenosina o  isquemia del tejido, lo cual  conlleve a una necrosis celular y a una bomba de sodio-potasio inoperativa que acabe en un rechazo agudo del injerto.
  • Finalmente, estabilizar el pH, prevenir la acidosis intracelular y la presencia de radicales libres durante la reperfusión y aportar precursores de ATP para la regeneración rápida de la bomba de sodio-potasio.

Custodiol HTK, de Khöler-Chemie (solución de Bretschneider), cumple todos los requisitos mencionados gracias a su composición única de Histidina, Triptófano y

α-Cetoglutarato, que proporcionan:

  • Menor viscosidad,  que permite mayor fluidez de la solución en hipotermia y una mejor preservación.
  • Bajo contenido en Potasio, para una mejor absorción sistémica
  • Bajo contenido en Sodio, que protege contra el edema celular
  • Bajo contenido en Calcio, que permite menor infiltración de Calcio intracelular durante la reperfusión
  • A diferencia de otras soluciones, no contiene almidón
  • Altos niveles de Histidina, que previene la acidosis intracelular y proporciona un mayor espacio osmótico  duplicando la capacidad de tamponamiento en los órganos trasplantados y manteniendo estable el pH
  • El Triptófano actúa como protector de la membrana celular, previniendo también de la presencia de radicales libres
  • El α-cetoglutarato es un intermediario clave en el ciclo de Krebs, el cual aporta la energia necesaria para la regeneración de la bomba Na+-K+

 

Para más información sobre Custodiol HTK visite nuestra división de Preservación de Órganos y Trasplante